El desafío de hacerlos comer verduras


Uno de los desafíos más complicados para las mamás es cómo hacer que sus hijos coman verduras. Lo cierto es que esta gran misión no puede dejarse pasar, porque las verduras son sumamente saludables y los ayudará a prevenir enfermedades.

Junto a otros alimentos, las verduras proporcionarán la energía, vitaminas, antioxidantes, fibra y agua que requieren para mantener una alimentación sana … y junto a la actividad física y un buen sueño, un estilo de vida saludable.

Toma nota de los siguientes tips para que tus hijos poco a poco vayan consumiendo no solo más verduras, sino también que vayan  nuevas opciones.  Recuerda que debemos hacer que consuman la mayor cantidad de colores en las verduras para garantizar que aprovechen al máximo los nutrientes que cada verdura posee.

  • Sé un buen ejemplo comiendo y disfrutando platos a base de verduras. Las comidas familiares son un excelente momento para enseñarles sobre una alimentación sana.
  • Es normal que a nuestros hijos nos les guste ciertas verduras, pero está en nosotros impulsarlos a probar y dárselos de diferentes formas hasta que vayan aceptando el sabor.
  • Felicita a tus hijos cuando coman todas sus verduras (sin que adquiera demasiada importancia), pero no los premies con dulces, porque darás un mensaje equivocado.
  • Haz que participen de la cocina y la preparación de los alimentos (lógicamente con la seguridad según su edad). Por ejemplo, escoger las verduras cuando salgan de compras, lavarlas, colocarlas en un recipiente, etc. Todo esto hará que se sientan parte de lo que se preparará y los mantendrá interesados en probar.
  • Utiliza verduras también como snacks, como palitos de zanahorias, tomatitos cherry, etc., que incluso pueden untar con yogurt, hummus a base de diferentes menestras, entre otros.
  • Considera darles verduras con una amplia variedad de colores, formas, texturas y sabores. Cuanto más variedad conozcan, más dispuestos estarán de consumirlas y probar nuevas opciones.
  • Decora sus platos de manera creativa, haciendo con las verduras caritas, animales y otros.
    Probablemente estos tips no cambien el sentir de tus hijos, pero poco a poco harán que conozcan, aprendan y consuman diferentes verduras como parte de su dieta diaria.